viernes, 1 de agosto de 2008

¿Qué viene después de 28?

Roque Gonzáles La Rosa

El APRA ha enrumbado proa y arrojado el timón, con la ya conocida fe del converso Alan García ha ratificado su norte y piensa avanzar a él contra viento, marea, pueblo y descontento social. El mensaje presidencial del 28 ha sido la compilación de las tandas publicitarias del canal 7 y de los millones con que el Estado intenta que creamos que el Perú avanza en miles de kilómetros y kilovatios que el país no alcanza ver reflejados en su sobrevivencia cotidiana. Alan García ha cumplido su cometido, tranquilizar, asegurar que no habrán brincos; quienes cuestionan el mensaje por aburrido y carente de sorpresas desconocen que la naturaleza misma del modelo de dominación se sustenta sobre las nociones de continuismo conservador de las líneas maestras y el hecho que las políticas nacionales se trazan, lanzan y comprometen en los gabinetes técnicos y no en ceremonias públicas de compromiso. Una vez trazado el rumbo no cambiar, si se te va un ministro de economía reemplazarlo en la medida por un clon.
El mensaje ha sido la expresión concentrada de los spots de tv del régimen, del estilo y personalidad del mandatario, y de las grandes ausencias del modelo.
Alan García diagnostica nuestro malestar general frente a su gobierno, lo circunscribe al alza de los alimentos, sino fuera por este detalle (que según su diagnóstico tampoco es responsabilidad suya sino del mundo que nos contagia) todo sería felicidad pues el incumplimiento de sus promesas electorales, la depreciación de los sueldos, el enriquecimiento abusivo de las mineras, etc., no nos preocupan según García, sino la reforma del alma.
Atarantando con las cifras y siempre presentes sus demonios nos recuerda que Venezuela tiene 32% de inflación, que sobre el 7% nuestro tampoco somos inocentes pues hemos incrementado nuestro consumo en 5%. García confía que en su cantaleta numérica pocos van a reparar que en la Venezuela de sus pesadillas, la que acaba de construirle toda una urbanización al pueblo chinchano, el consumo del sector E se ha incrementado en 159%, que hoy se consumen 54% más de alimentos que hace 2 años, pero en fin.
Solo Dios y las bestias no cambian, ha citado García hace unos días, y efectivamente en la soberbia él no ha cambiado, mencionó una vez la palabra modestia y terminó autodenominándonos madre de toda la cultura latinoamericana ignorando el descontento mayoritario con que el país soporta su gestión. García ha llamado ha grandes reformas en el alma mientras el país se pregunta para quien habló, tal vez para sí mismo, o tal vez para la CONFIEP pues Jaime Cáceres salió diciendo “ha sido todo lo que esperábamos”.
El APRA ingresa a su 3er año de gobierno de espaldas al país, invicto en su intolerancia Alan García 3 años después más ancho, y ajeno a los conflictos sociales, aunque tal vez si los ha tenido presentes al anunciar 4 mil nuevas celdas, logro del sector justicia.
Huelga mencionar los temas de corrupción en quienes le deben la presidencia del congreso al fujimorismo, y los temas de derechos humanos a quien tiene a su lado a Giampietri.
Asidos al mismo espejismo, el APRA va configurando un escenario de mayor polarización, sembrando sus propios vientos, ganando la mesa directiva del congreso ha cerrado un espacio de confrontación y lo ha trasladado a las calles, no se consolida sino acelera su desgaste.
La figura desdeñosa con que García se refirió al reciente paro nacional diciendo que después del 9 solo vendría el día siguiente, hoy sirve para graficar su mensaje, tendremos peor de lo mismo, después de 28 solo viene el 29.

29/07/2008
Penal Castro Castro

1 comentario:

Te amo dijo...

Mi amor, que bueno que ahora gozes de tu libertad, tu mejor que nadie sabes cuanto t quiero, y este sentimiento se hace mas fuerte cuando nos convertimos en uno, sabes que cuentas conmigo, asi como yo se que cuento contigo, t amo mi muñekito lindo...